Continuidad indivisible de cambio

“En una palabra, entrelazad unos con otros los objetos discontinuos de vuestra experiencia cotidiana; resolved luego la continuidad inmóvil de sus cualidades en excitaciones sobre el terreno; uníos a estos movimientos desprendiéndoos del espacio divisible que los sostiene para no considerar otra cosa que la movilidad, ese acto indiviso que vuestra conciencia capta en los movimientos que vosotros mismos ejecutéis; obtendréis de esta manera una visión quizá; fatigante para vuestra imaginación, pero pura y libre de lo que las exigencias de la vida os hacen añadir a la percepción exterior.”- Bergson

Mirar y producir la mirada, fijar las cosas en imágenes transportándolas por los haces luminosos ……